Wasihngton #513 Ote. Monterrey N.L. 8:00 a.m., 10:00 a.m., 12:00 p.m., 2:00 p.m. y 6:00 p.m.


La enseñanza sobre no dejar de orar Lucas 18:1 – 8


En el momento que se ven los obstáculos se deja de ver a la Gracia, aparece el desanimo, y se deja de perseverar en la oración. La enseñanza del maestro es a no desistir en la petición de oración. Orar no basa su respuesta en la facilidad o complejidad de lo solicitado ni en las circunstancias que se conjugan en su entorno, es sencillamente el acudir a la misericordia del Señor apelando a su Gracia. La oración no debe dejar de ver el favor del Señor, que a pesar de la dificultad de lo pedido, es Poderoso y misericordioso para responder.  No se ora considerando lo imposible, se ora esperando lo posible. La viuda sí consideró el carácter del juez injusto pero consideró la justicia del Señor por encima de su arbitrariedad, su expectativa estaba en la Gracia de DIOS que le respondería. Tenía certeza en que el Señor respaldaría su petición y que a pesar del juez injusto, Él es Fiel y justo no tardo para responder.

Si al orar comienzas a ver la dificultad de la petición serán obstáculos a tu fe que te desviarán a desmayar y dejar de orar. No ores esperando en tus circunstancias sino esperando en las promesas de DIOS. La oración sólo considera la Gracia de DIOS, su favor en intervención. El Señor no desea una iglesia que su oración la base en su entorno y recursos, desea una que le crea y esté a la expectativa de su Poder y misericordia, una iglesia que a pesar de sus obstáculos siga orando, y aun con mayor intensidad hasta que lo que espera suceda. Cada ocasión que persistes en tu oración DIOS interviene cambiando lo desfavorable de tu situación. La enseñanza es a no dejar de ver su Gracia y Justicia que siempre imperan por encima de toda adversidad.

Pregúntate, Al orar ¿Qué consideras más? De tu respuesta depende el desanimo o la fe para seguir orando hasta obtener el resultado.

Pbro. Sergio Jonathan Lozano Luna

Leave a Comment

*